Make your own free website on Tripod.com

 

La hora ha llegado... después de algunos años de tener la ciudad bastante descuidada, La Orden del Pergamino ha tomó cartas en el asunto y ultimamente se dedicó a remodelar la antiguamente conocida como "ciudad de la magia". Finalmente, y tras algunas complicaciones, Ilion reabre sus puertas para seguir siendo un refugio para todo aquel que busque un lugar donde alejarse del mundo que lo rodea. (Ultima actualización: 17/02/2002)

 

Ilion está ubicada en la isla de Finia y esta ha sido desde siempre un lugar donde la magia y todo tipo de fuerzas sobrenaturales convergen dándole una especial energía.

Además de la Ciudad de Ilion, Finia tiene mucho más que ofrecerles como los "Bosques de Finia", los "Montes Barrera" y su "Mar Interior", pero por el momento todo esto es muy peligroso, por lo que aún habrá que esperar un tiempo para visitarlos.



La Plaza principal de Ilion ha sido remodelada, desde su fachada hasta su contenido. Vale la pena darse una vuelta y ver que pueden encuentrar.
Ilion cuenta ahora con un Conservatorio donde podrás encontrar todo lo que tenga que ver con los bardos: música, humor, entre otras cosas.
El Museo y la Biblioteca han crecido desde hae algún tiempo. Seguramente encontrarán cosas que sean de su agrado.
En general, en todas partes podrás encontrar cosas nuevas... El nuevo Mercado, nuevas Historias y Leyendas, etc.

candle.gif (1510 bytes) book.gif (21056 bytes) candle.gif (1510 bytes)

Suficiente introducción... para llegar a Ilion
sólo toma el libro con tus manos y
este abrirá un Portal hacia la ciudad.

 

bannerexpanda31.gif (15295 bytes)
Esta página fue diseñada por:
EXPANDA, DPW

Mucha de la información e imagens que brinda esta página fueron tomadas de otras páginas web, es decir no fueron creadas por nosotros, pero en la medida de lo posible tratamos de poner los nombres de los autores en cada cosa publicada  (no todas lo indicaban). Si al publicar esto estuvieramos violando algún derecho de autor retiraríamos lo que fuera necesario (siempre y cuando quien lo exigiera se identificara adecuadamente) para así mantener todo en orden. Al fin y al cabo, a nadie le gusta que tomen sin permiso sus cosas.